Lun. Jul 4th, 2022

La Secretaría de la Función Pública determinó separarlo de su cargo e inhabilitarlo durante una década por su participación en la Estafa Maestra.

Édgar Escamilla

Miguel Ángel Lozada Aguilar, actual director de Pemex Exploración y Producción fue destituido de su puesto e inhabilitado para ocupar cargo alguno dentro del servicio público federal durante 10 años, según lo expresado en un comunicado por la titular de la Secretaría de la Función Pública, Irma Eréndira Sandoval.

La investigación realizada por la SFP fue a orden expresa del presidente Andrés Manuel López Obrador, quien el 23 de enero de este año afirmó que se indagaría a todo aquel funcionario de Pemex que estuvieran involucrados en el desvío millonario de recursos que se calificó como la Estafa Maestra.

A principios de 2019 se iniciaron las auditorias en contra de Miguel Ángel Lozada Aguilar, quien había asumido el cargo como Director en diciembre de 2018. Fue en abril de este año que la SFP presentó la denuncias correspondientes ante la Fiscalía General de la República, por hechos constitutivos de probables delitos, producto de las investigaciones.

Se detectó que Lozada Aguilar había incurrido en diversas omisiones en sus declaraciones patrimoniales de los años 2014 a 2017, violando lo dispuesto en la Ley Federal de Responsabilidad Administrativas de los Servidores Públicos.

Al no poder justificar la omisión de dos cuentas bancarias y los beneficios económicos de la de un bien inmueble en el tiempo en que ocupó varios cargos en la subdirección de Pemex, finalmente fue notificado de la resolución este mismo miércoles, con lo que la empresa productiva del Estado deberá separarlo de su cargo.

La SFP deberá vigilar la efectiva aplicación de la sanción y deberá ser respetuosa de las determinaciones que en su momento tomen otras instancias.

Por Editor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Contenido protegido